Las muertes ignoradas

Una perra carga en la boca el cadáver calcinado de su cría. Fotografía: Salvador Sas (EFE)

Galicia ha ardido. El fuego ha devorado MILES DE HECTÁREAS de terrenos y propiedades, presuntamente por obra del hombre, ayudada por la climatología.

¿Consecuencias? personas fallecidas, fincas arrasadas, granjas y repercusiones económicas importantes.  Entre esas irremediables pérdidas se cuentan la de MILLARES DE ANIMALES  domésticos y salvajes. Criaturas, científicamente probado,  con capacidad de sufrir, experimentar dolor y sentir angustia o miedo. Al hilo de la cuestión  llama la atención la nula importancia otorgada a esta noticia,  tratándose de tan ingente cantidad de vidas aniquiladas.

Parece pues  de justicia ante tamaño olvido, reivindicar su legítimo derecho a no ser ignorados, como compañeros de viaje y habitantes del planeta merecedores, como tales, de consideración y respeto, lo que supondría  quizás abandonar ideas preconcebidas y prejuicios y al respecto  leí en  cierta ocasión “El que cambia puede equivocarse pero el que no cambia nunca,  esta permanentemente equivocado.” Ahí queda eso.

Emilia Pastor
Presidenta ARCADYS

 

Noticia relacionada: https://elpais.com/elpais/2017/10/19/mundo_animal/1508403322_671261.html

Publicado en Noticias de actualidad.